Saltar al contenido

¿Cuándo aparecieron los anfibios?

Los anfibios son animales asombrosos que están en la tierra desde hace millones de años atrás, pues a lo largo de la historia han podido desarrollarse gracias a que han encontrado los recursos necesarios para ello.

Existen diversas teorías sobre la evolución de los mismos, pero unas han prevalecido sobre otras según su certeza; la que más se ha aceptado es la de que provienen de peces, los cuales tenían aletas que simulaban unas patas y que solían habitar en agua dulce.

A lo largo de este artículo profundizaremos en este tema, que ha sido debatido entre muchos especialistas y que llama la atención de innumerable cantidad de personas.

cuando aparecieron los anfibios

Te puede interesar: ¿Qué anfibios sufren metamorfosis? Top 4 que te sorprenderá

Índice de Contenidos

¿Cuál fue el primer anfibio?

Se conoce de estos animales que fueron los primeros en salir del agua y fuera de ella desarrollar patas para desenvolverse en el mundo terrestre, que han evolucionado y conseguido habilidades de supervivencia, lo que los ha llevado a vivir en variedad de hábitats.

La data establece que fue hace ya casi 400 millones de años atrás, cuando el primer anfibio se convirtió en tetrápodo, pues así lo aseguran los restos conseguidos de la época que era denominada como Devónico.

Existen dos especies de anfibios, que se consideran los más primitivos, estos son los siguientes:

Los Acanthostega

Se conoce que tuvo vida en el devónico superior, el cual podría llegar a medir 50 centímetros de largo, con extremidades largas y disponía de pulmones. Además, la transformación de este según los expertos, es de sarcoterigios a anfibios.

Un dato curioso sobre sus extremidades es que no tenían tanta fuerza en ellas como para desenvolverse en la tierra.

Los Ichthyostega

Al igual que el anterior tuvo vida en el devónico superior, desarrolló patas y dejó atrás las aletas, pero se cree que su vida no fue desarrollada enteramente en la tierra, por lo que las extremidades eran usadas para el agua y el pantano. Fue en 1897 cuando se les descubrió y desde entonces ha sido uno de los más estudiados.

Además de estos dos, también se tiene constancia de la existencia de los laberintodontos, que se encuentran extintos, sumado a los de clado reptiliomorpha, la orden temnospondyli y los lepospondyli.

rana anfibios de colores 2

Evolución de los anfibios

La evolución de estos animales empezó hace 395 millones de años atrás, lo cual inicio a través de los peces que tenían unas aletas lobuladas, estos disponían de aletas que tenían un fundamento óseo, que fue en sí lo que permitió toda la posterior evolución.

Todo este proceso de cambio inició con los pulmones, que fueron evolucionando para permitir la adaptación a la tierra y que la captación de oxígeno fuese la ideal. Posteriormente, las coanas fueron evolucionando también, para optimizar la respiración de estos tetrápodos.

En la evolución aparecieron extremidades denominadas como quiridios, conformadas por tres partes, que son el estilopodio, el zeugopodio y el autopodio, este último es exclusivo de los tetrápodos, de las que se detallará en segmentos posteriores.

Todos estos cambios ocurridos se cree que se debieron a que estos animales habitaban en aguas donde el oxígeno era escaso y además, eran salobres y se secaban fácilmente.

Los anfibios han sido presas pero también depredadores

Estos animales entran dentro del ciclo de vida natural, es decir, dentro de la pirámide alimenticia, por lo que son depredadores, pero también son presa de otros animales.

En cuanto a su etapa de presa, estos son consumidos frecuentemente por muchos vertebrados, aves, reptiles y los mamíferos.

Pero cuando se ven en peligro cada una de las especies presentan algunas formas de defensa, por ejemplo, hay aquellas que muestran sus fuertes colores que son signo de toxicidad, pero hay otras que ingresan rápidamente al agua o se entierran para desaparecer de sus depredadores.

Algunas aves depredadoras de anfibios son: las rapaces y las denominadas “zancudas”.

En cuanto a los reptiles se pueden mencionar a: la culebra viperina, las tortugas de agua dulce y las víboras.

Por su parte, algunos de los mamíferos depredadores de anfibios son: la nutria europea, el turón, el visón americano, la rata gris y el jabalí.

Un dato curioso es que la rana verde es uno de los anfibios que puede llegar a comer otros anfibios, por lo que se le ha denominado como caníbal, pero no es la única que realiza estas prácticas, pues el gallipato y el sapo de espuelas también lo practican.

rana anfibio sobre hoja verde

En su papel de depredadores, suelen ser consumidores de invertebrados, en su mayoría insectos, pues disponen de una lengua pegajosa con la que atrapan a sus presas y las sujetan mientras pueden comerla con sus diminutos dientes.

Pero también hay que destacar que pueden comer otros anfibios, también consumen mamíferos, moluscos, arácnidos y más.

Adaptación de los anfibios a la vida terrestre

El cambio de hábitat, del agua a la tierra no fue un proceso que ocurrió rápidamente ni de forma repentina, sino que fue una adaptación paulatina, como la que se verá en los siguientes segmentos.

Además de los pulmones, hay ciertos aspectos que se suman a esas nuevas adaptaciones, entre las que están las siguientes:

  • La visión cambió, pues ahora disponen de párpados que les permiten visualizar todo mejor fuera del agua.
  • Así mismo, está la piel, pues esta dispone de tejidos y elementos que retienen líquido para que no pierdan agua cuando están en la tierra.
  • Parte de la adaptación es que algunos anfibios perdieron la cola al momento de llegar a la etapa adulta, como son los sapos y las ranas.
  • Y por último, está el oído, pues desarrollaron un tímpano que separa el oído medio del externo.

Desarrollaron pulmones

El cambio de hábitat ocurrido hace millones de años se tuvo que acompañar de diversas adaptaciones, como es el hecho de la respiración, que requería de una manera de adquirir el oxígeno fuera del agua, pues mientras están en el agua, siendo larvas, el proceso de respiración es por medio de branquias y luego, de adultos, lo hacen por pulmones.

Desarrollaron narinas internas

Con esto se hace referencia a los orificios nasales, es decir, como la puerta y recepción del olfato, lo cual está presente principalmente en aquellos que manifiestan respiración pulmonar, a diferencia de aquellos que lo hacen por medio de bronquios, por la piel o a través de la faringe.

Se les formó quiridios

Como se mencionó con anterioridad, los quiridios son las extremidades de los anfibios, que se formaron para adaptarse a la vida en la tierra, es decir, para movilizarse.

Esta estructura está formada por un hueso de amplia longitud que se vincula a la cintura en la parte superior y en la parte inferior se une a otros huesos de menor tamaño, que son los que forman los dedos, los cuales están divididos en tres zonas específicas: Estilopodio, Zeugopodio y Autopodio, pero este último a su vez se subdivide en tres más:

Acropodio: son unas falanges.

Metapodio: son los que se encuentran en el medio de los acropodios y los basipodios.

Basipodio: es la base de los otros dos.

Actualmente están en peligro de extinción

Son muchos los animales que se encuentran en grave peligro de extinción debido a los fuertes cambios ambientales a los que se enfrenta el mundo y que daña los hábitats y ecosistemas y los anfibios no escapan a esta triste realidad.

Aun cuando son animales sumamente adaptables a los diferentes ambientes, hoy en día hay muchas amenazas para ellos, por lo que hay un gran número que está clasificado como a punto de desaparecer.

Estadísticamente, se habla de al menos el 40% de anfibios que están en amenaza, algunos de ellos son:

Rana de Darwin: su tamaño alcanza apenas los 3 cm, son atacados por la quitridiomicosis, que ha reducido de forma considerable a estos anfibios.

Salamandra gigante china: siendo uno de los más grandes anfibios que hay, pues puede llegar hasta casi los 2 metros.

Rana dardo venenosa: que como su nombre lo indica, posee veneno y es uno de los más peligrosos de todo el planeta, pudiendo llegar a matar a personas y depredadores en cuestión de segundos.

Axolote: anfibio que ha ido desapareciendo gracias a que su carne es adquirida para el consumo y porque su hábitat está siendo destruida.

azolote anfibio

Así como estos hay muchos más que por cuestiones de deforestación, de cambio climático, enfermedades infecciosas, contaminación, caza y comercio, están catalogados como en amenaza de extinguirse en los próximos años, por lo que, en general, los anfibios son el grupo animal con más posibilidades de desaparecer.

Otros artículos que te pueden interesar