Saltar al contenido

RENAULT TREZOR CONCEPT EL FUTURO EN UN GT ELÉCTRICO

abril 10, 2019
  • El Renault Trezor cuenta con una longitud de 4.700 mm, un ancho de 2.180 mm y una altura de 1.080 mm. Pesa 1.600 kg, su coeficiente aerodinámico es de 0.22 y sólo le separan 25 cm del suelo.

Ecuador, xx de enero de 2019.- Renault TREZOR Concept es el inicio de un nuevo ciclo de concept cars y representa el estilo y la tecnología de futuros modelos. Con su confort y sus servicios orientados a mejorar la experiencia a bordo, este GT eléctrico simboliza la visión de la futura movilidad y la pasión automovilística de la marca. Renault está llevando su lenguaje de diseño en una nueva dirección, esto se evidencia con su impresionante concepto GT Renault Trezor, presentado originalmente en el Salón del Automóvil de París del 2016. Se trata de un prototipo biplaza con carrocería de GT, conducción autónoma y motor eléctrico, creado a partir de la idea de que un vehículo debe ser tan emocional, como fácil de usar. Es la manera en que la automotriz francesa le grita al mundo que a partir de 2020, su filosofía “manos fuera / ojos fuera” estará disponible, incluso en los modelos más populares.

El Renault Trezor pesa sólo 1.600 kg, mide 4,7 metros de largo y sus proporciones son las de un auténtico GT, con un capó enorme, musculoso y un parabrisas que comienza a caer prácticamente donde termina el parabrisas. La parte posterior del vehículo tiene un acabado de pequeños hexágonos que inyectan temperamento y apariencia tecnológica al Trezor. Sobre el capó también hay algunos hexágonos, que se levantan y dan la sensación de que el automóvil está respirando.

Para moverse, el Renault Trezor recurre a un motor eléctrico que envía 350 CV y 380 Nm directo a las ruedas traseras. Es alimentado por un par de baterías, cada una con su propio sistema de enfriamiento, optimizado por una toma de aire de geometría variable, instalada en el capó. Con el acelerador a fondo, el prototipo pasa de 0 a 100 km/h en menos de cuatro segundos.

Cuando hablamos de deportivos eléctricos, Renault sabe lo que hace. Ha ganado tres veces el título mundial de equipos de la Fórmula E, por lo que buena parte de la tecnología del Trezor tiene sus orígenes en un circuito de carreras, como la recuperación de energía a través del frenado, mediante el sistema Rechargeable Energy Storage System (RESS).

El Renault TREZOR brinda tres modos de conducción: Neutral, Sport y Autónomo. Cuando se activa el modo autónomo, el volante se extiende a lo largo brindando al pasajero una nueva ventaja; el conductor y el pasajero, disfrutarán de una vista panorámica del paisaje y un amplio espacio para mirar una película, conversar y aprovechar su tiempo al máximo sin preocuparse de conducir.

Un interior de película de ciencia ficción

Destacando el valor de la pasión de Renault, el interior del Trezor es rojo y utiliza materiales de primer nivel, tiene un volante cuadrado rectangular y tres pantallas frente al conductor (de las cuales dos son táctiles) curvadas hacia él y con una ultra alta definición, realizadas en tecnología de diodos orgánicos (OLED) y fabricadas en Corning Gorilla Glass, sobre una madera de la firma francesa KEIM-cycle y pieles finas.

Más allá de las sensaciones, de la filosofía que proyecta, estamos ante un gran GT de imponente aspecto encargado de reinterpretar ciertas líneas clásicas bajo un lenguaje bastante moderno. Su largo capó, su impresionante caída del techo, esos pasos de rueda, el Renault Trezor es sin duda un vehículo realmente atractivo.