cache/resized/bc4cca2a694ba705138cba9d87aa6a34.jpg
Eventos
Para quienes buscan estilo y confort llega una nueva opción al mercado ecuatoriano; se
cache/resized/5a9d8d07aee9f414bde5ae3d3d6ad54d.jpg
Eventos
La planta ensambladora de GM OBB del Ecuador alcanzó un nuevo hito en su estrategia de
cache/resized/cb314dc55b901783d0cb0d07c85efcc2.jpg
Eventos
El Teatro Las Cámaras fue el escenario escogido para la celebración de los VI años de
cache/resized/690fb104ad4b8a082e4e21bd5ce6f511.jpg
Eventos
Chevyplan empresa líder en compra programada de vehículos, da pasos firmes en el Ecuador
cache/resized/3b2745e1f9ff382323c459753e24bfa2.jpg
Eventos
Corporación Maresa Holding (CMH) y la Escuela de Conductores Profesionales ESPOL E.P.
Escrito por  Jun 21, 2015

El mundo de la aviación comercial está a punto de cambiar

Los investigadores del Departamento Imperial de Aeronáutica de la prestigiosa universidad inglesa entienden queel transporte aerocomercial está llegando a un cuello de botella. Año a año aumenta el número de pasajeros, lo que congestiona cada vez más las terminales, que necesitan expandirse, algo que muchas veces resulta imposible.
 
"Las preocupaciones existentes por la degradación del medio ambiente y la contaminación ambiental suponen una barrera a la expansión de los ya muy constreñidos aeropuertos", aseguraron los técnicos en un informe publicado en la Real Sociedad Aeronáutica.
 
Frente a esta realidad, la única respuesta es hacer aeronaves más grandes, más rápidas y más eficientes, pero que no saturen todavía más las terminales. ¿Es eso posible?
Sí con los hidroaviones que están diseñando los investigadores de la casa de estudios. Tendrían una sola ala, en forma de "V" y podrían transportar hasta 2.000 personas. Todo, sin sumar una persona más a los aeropuertos existentes.
 
Para darse una idea de su capacidad, la nave que más pasajeros lleva en la actualidad es el Airbus A380, que nosupera las 800.
 
Su original diseño es más aerodinámico que cualquier avión del mercado, lo que le da mayor flotabilidad y le permite ahorra combustible, incluso a pesar de cargar más peso. Además, la idea es que utilice hidrógeno, que es mucho menos contaminante.
 
Todavía falta para que estos hidroaviones vean la luz, ya que sería necesario hacer inversiones muy importantes para fabricarlos, además de lo que habría que gastar en diseñar los aeropuertos en el mar. Pero en un futuro no muy lejano, podrían ser una solución a los crecientes desafíos que enfrenta la aviación comercial.
Fuente: Infobae
Top