Sábado, 12 Diciembre 2015 09:50

Un empate que no vale nada

Escrito por
Nápoles y Roma empataron a cero en un partido muy tenso y táctico, lo que favorece al Inter líder, que ganó al Udinese y que se queda a cuatro puntos de distancia de los azules.

El duelo del San Paolo napolitano empezó con gran tensión, con ambos equipos gestionando los ritmos y cuidando la defensa. Tras unos 30 minutos igualados, el Nápoles subió la intensidad y puso en apuros a la defensa contraria con unas buenas combinaciones en las bandas, guiadas por Lorenzo Insigne y el español José Callejón.

En la segunda parte, el duelo se mantuvo muy táctico. Sin embargo, los azules controlaron la posesión y rozaron el gol con el eslovaco Marek Hamsik, cuya zurda desde dentro del área terminó fuera por centímetros.

Por su parte, la Roma, que planeó un partido defensivo, protestó por un gol anulado a Daniele De Rossi, que marcó de cabeza tras un centro del alemán Antonio Rudiger, que salió en su trayectoria. En los últimos minutos, el Nápoles apretó mucho en búsqueda del tanto de la ventaja y rozó el gol con el belga Omar El Kaddouri, que falló desde pocos metros de la portería tras un rechaze del portero Wojciech Szczesny.

Tras este 0-0, los azules siguen terceros con 32 puntos, a cuatro de distancia del Inter, que fortaleció su liderato con la victoria ante el Udinese. La Roma, que venía de un momento de gran dificultad, se conformó con el empate aunque se queda a siete puntos de la cabeza de la tabla.

Original Source

Top